lunes, 24 de noviembre de 2008

El país más lento del mundo

Siempre he pensado en irme a vivir al país más lento del mundo. Dicen que allí, el sol sale y que después de unos cuantos días, cuando está seguro de que reina la calma y la alegría, se va, poco a poco, dejando paso a la luna. Dicen que un "buenas noches" o un "buenos días", es algo más que un simple gesto de cortesía. Dicen que la palabra prisa está prohibida. Y dicen, que si vas con alguién que verdaderamente te quiere, te quedas para siempre.

2 comentarios:

sònia dijo...

ribe más, ¿vale? que mola leerte!!
besazo!

El Dueño de los Cajones dijo...

Me das la ubicación exacta por favor?